El PSOE apoya las reivindicaciones de la Federación de Personas Sordas de la Región de Murcia

La presidenta de la Comisión Especial de Discapacidad, Choni Ludeña, se comprometió a trasladar las reivindicaciones del colectivo al Gobierno regional para que adopte medidas que eliminen las numerosas barreras que le afectan


26/10/2016
La presidenta de la Comisión Especial de Discapacidad, Choni Ludeña, ha manifestado, a propósito de la comparecencia del presidente de de la Federación de Personas Sordas de la Región de Murcia, Fesormu, Francisco Pérez, que la Asamblea trasladará todas las reivindicaciones de este colectivo al Gobierno regional, una vez que la Comisión elabore las resoluciones, para que ponga en marcha medidas encaminadas a eliminar las numerosas barreras con que se encuentran las personas sordas de la Región, un colectivo de cerca de 30.000 personas. “Lo que más nos importa es que estas personas puedan sentirse incluidas en la sociedad y que tengan igualdad de oportunidades”, subrayó.

Entre las principales reivindicaciones planteadas por el presidente de Fesormu están la de garantizar el carácter universal y gratuito de servicios de interpretación y lengua de signos, que se incluya en los organismos públicos un servicio de vídeo interpretación, distintos servicios de emergencia de lengua de signos, de mensajes de texto, etc.

Ludeña aclaró que “sobre todo quieren una inclusión educativa, la incorporación de la lengua de signos en los centros educativos, establecer una red de centros bilingües, así como también en materia de formación y empleo, que se adapten los servicios públicos de empleo, además de que se facilite la accesibilidad a distintas materias como cultura, participación política, etc”.

Ludeña concluyó que el presidente, que ha hablado de los recortes sufridos en los últimos años, lo que convierte en escasos los recursos disponibles, ha venido a la Comisión acompañado de su intérprete de lenguaje de signos y ha destacado la importancia de “poder comunicarse, una realidad con la que tienen que convivir las personas sordas cuando acceden a servicios tan básicos como son la atención sanitaria, la atención judicial,etc”.