El Gobierno regional se opone a que se debata una moción del PSOE que exige la reapertura de la residencia de Fuente de Cubas

La diputada Teresa Rosique considera inexplicable que las razones que argumenta el Gobierno regional sean que la reapertura de dicha residencia supone incremento presupuestario


21/03/2013

La responsable de Política Social del Grupo Parlamentario Socialista, Teresa Rosique ha lamentado que el Gobierno regional se oponga a que se debata una moción del PSOE en la que se exige que se reabra la residencia de mayores de Fuente de Cubas, manteniendo el carácter público de la misma.

La diputada presentó el pasado mes de enero una moción en la Asamblea pidiendo su reapertura, porque dicha residencia sigue cerrada a pesar de que las obras de remodelación terminaron en 2010.

El Gobierno regional ha comunicado a la Mesa de la Asamblea que “se opone a la admisión a trámite de esta moción por suponer incremento de gasto” y la Mesa de la Asamblea ha acordado no admitirla a trámite, por lo que no se podrá debatir ni exigir en sede parlamentaria a la Consejería de Sanidad y Política Social su puesta en funcionamiento.

Rosique considera “un auténtico despropósito” que tres años después de finalizar las obras, esta residencia siga cerrada y sin fecha para su reapertura máxime cuando su remodelación ha costado 4,9 millones de euros y cuenta con 120 plazas de residencia y 40 plazas de centro de día, “unos servicios que se les están negando a los ciudadanos de Cartagena”.

El 21 de abril de 2006, el Consejo de Gobierno autorizó el gasto para la contratación de las de la obras de remodelación, que inicialmente ascendían a 3,7 millones de euros y que acabaron costando alrededor de cinco millones de euros. Ese mismo año se iniciaron esas obras, con un plazo de ejecución de 26 meses, pero no finalizaron hasta finales de 2010.

Teresa Rosique explicó que, por si fuera poco este retraso, “inexplicablemente, dos años después de finalizar las obras, la Consejería todavía no ha procedido a reabrir la residencia, cuya singularidad es ser la única de carácter público del municipio de Cartagena”.

La residencia de Fuente de Cubas es la única residencia pública del municipio de Cartagena. Para la diputada “resulta inconcebible que el Gobierno regional no haya previsto la consignación presupuestaria necesaria para ponerla en funcionamiento y rentabilizar social y económicamente la importante inversión realizada en su remodelación. Sin embargo, la Consejería sigue ampliando los conciertos en Cartagena con residencias privadas”.

Esta residencia es “muy importante” para dar respuesta a un gran número de personas en situación de dependencia en este municipio. A 1 de marzo de 2013, 1.695 personas de Cartagena tenían reconocido el derecho a prestación de dependencia pero no la estaban recibiendo. De ellas, una parte importante necesitarán plazas de residencias y de centros de día.