Los presupuestos de Agricultura y Agua reflejan el cansancio, agotamiento y la agonía del Gobierno regional

El PSOE pide la dimisión del consejero Cerdá porque mientras el sector agrario y ganadero, el más pujante de la economía regional, no encuentra apoyos se dilapida el dinero en una desaladora ruinosa e innecesaria


05/11/2013
El responsable en materia de Agricultura y Agua del Grupo Parlamentario Socialista, Manuel Soler manifestó que los presupuestos para 2014 correspondientes a la Consejería de Agricultura y Agua reflejan “el cansancio, agotamiento y la agonía del Gobierno regional”, por lo que pide la dimisión del consejero Antonio Cerdá.

Soler explicó que en estos presupuestos no se respalda ni apoya a los agricultores y ganaderos de la Región, “a pesar de ser este el sector más pujante de nuestra economía y el que ha demostrado tener fortaleza en situaciones difíciles, creciendo en sus exportaciones y no destruyendo empleo”.

En materia de Agua, el diputado socialista denunció “el despilfarro que supone tener que destinar casi 20 millones de euros, 13 de ellos de déficit, en los presupuestos regionales 2014 para arreglar el desaguisado de la desaladora de Escombreras y quedarnos a la espera de ver si tenemos que pagar los 600 millones de euros que reclama judicialmente la empresa de Florentino Pérez, por el incumplimiento de la CARM con el contrato existente”.

Afirmó que “la desaladora de Escombreras fue un capricho del Gobierno de Valcárcel para dar servicio a las nuevas urbanizaciones y campos de golf y hoy pagamos todos las consecuencias de que se haya dilapidado tanto dinero público”.
Agricultura
En materia de Agricultura, Manuel Soler destacó que en estas cuentas siguen desaparecidas las ayudas regionales a los frutos secos y, además para 2014 se reducen casi a la mitad las subvenciones del Gobierno de España. “La Consejería de Agricultura no mantiene ninguna línea propia de política agraria y ganadera”.


Tampoco existe apoyo para un asunto tan importante como es la sanidad animal. “El abandono de la Consejería de Agricultura hacia los programas sanitarios significará dar un paso atrás y se tira por tierra todo lo conseguido en etapas anteriores en este campo”.
Seguros agrarios
Con relación a los seguros agrarios, Manuel Soler resaltó que en los Presupuestos 2013 figura una partida de 2, 2 millones de euros. Hasta finales de septiembre, la Comunidad no había pagado aún cantidad alguna a Agroseguros, por lo que la deuda de la CARM con Agroseguros se eleva ya a 10 millones de euros y para 2014 se presupuestan poco más de 3 millones para reducirla.

El diputado socialista agregó que la Consejería de Agricultura no solo ha retirado el apoyo económico a los agricultores sino que tampoco les apoya en sus reivindicaciones ante Agroseguros y ENESA, que vienen modificando las normas de peritación de manera que pagando los productores el seguro, después se encuentran con la sorpresa de que apenas reciben indemnizaciones cuando pierden sus cosechas por catástrofes climatológicas.