El PSOE lamenta que el PP no haya tenido en cuenta las enmiendas socialistas de mayor calado a la Ley de Turismo

El diputado Antonio Martínez Bernal considera que “es una oportunidad perdida porque esta ley podría potenciar y afianzar un pilar importante para la creación de empleo y riqueza en la Región, pero el PP ha pasado de lado”


19/11/2013
El responsable de Turismo del Grupo Parlamentario Socialista, Antonio Martínez Bernal señaló, al término de la Comisión donde se han debatido y votado las enmiendas parciales formuladas al Proyecto de Ley de Turismo de la Región de Murcia, que las principales enmiendas del PSOE no se han tenido en cuenta.

El Grupo Parlamentario Socialista ha presentado un total de 32 enmiendas parciales, de las que solo 7 han tenido aceptación por parte del Grupo Parlamentario Popular. Las enmiendas aprobadas afectan principalmente a cuestiones de forma.

Entre las enmiendas socialistas rechazadas destacó algunas de gran calado como “convertir a los turistas en el verdadero corazón de la ley, algo en lo que no han querido entrar” también se han desestimado otras enmiendas relativas al turismo sostenible, que no recoge la ley tampoco han querido abordar que se perfile un nuevo modelo turístico ni en la ordenación de los recursos o en medidas de promoción y fidelización de los turistas, de lo que solo se ha aprobado una pequeña parte.

Por otra parte, no han aceptado que esta ley signifique el reforzamiento de las garantías de calidad y seguridad, tanto para los usuarios como para los trabajadores del sector. Asimismo, se han opuesto a que se contemplen las peculiaridades del turismo en las grandes ciudades como Murcia, Cartagena, Lorca, Molina de Segura o Alcantarilla por su rico patrimonio cultural y gastronómico, etc.

“En definitiva se limitan a elaborar una ley muy sencilla, lo menos intervencionista posible, para desarrollar después a base de reglamentos y decretos, lo que no compartimos”.

En este sentido, Antonio Martínez Bernal destacó que el Partido Popular “sin querer hacer una ley intervencionista está consiguiendo todo lo contrario, ya que dejan todo en manos del Gobierno regional, algo que ha cuestionado incluso el Consejo Jurídico”.

El diputado socialista concluyó que “es una oportunidad perdida porque esta ley podría potenciar y afianzar un pilar importante para la creación de empleo y riqueza en la Región, pero el PP ha pasado de lado”.